El Último superviviente sigue su camino por Panamá y lo cierto es que está saliendo de la cueva donde se había encontrado y desde luego podemos apreciar una serie de hermosos paisajes típicos de Panamá, que siempre es un lugar a tener muy en cuenta. A la salida de esta cueva se encuentra con un alimento muy peculiar. Se trata de un par de caracoles, que no es precisamente un alimento de lo más agradable, pero no muy bueno para comerlo crudo, como así hace.

bear-grylls.jpg

En estos momentos de supervivencia, se fundamental poder conseguir alimentos para poder tener algo de energía. A lo largo de su camino se encuentra con una serie de obstáculos, sobre todo una cascada, que es un lugar muy peligroso, ya que resbalan mucho y las piedras son muy afiladas. En este momento se puede ver que hay que usar todo lo que la naturaleza nos ofrece, como las estupendas lianas, que son ideales para ayudar a bajar este tipo de cascadas tan impresionantes.

Es cuanto menos un documental de supervivencia muy interesante, donde vamos pudiendo ver diferentes paisajes de Panamá, que es un lugar muy atractivo. Esta aventura por Panamá aún no llega a su final, ya que nos quedamos en uno de los lugares más históricos del país, de done salía buena parte del oro que los españoles llevaron a España y que en su paso se encontraban con los Piratas del Caribe, que se han hecho muy famosos. Fue una zona especialmente importante para el transporte del oro y los piratas lo sabían.

Foto|Elmundo